Así era la primera máquina pinball de bingo

'A-B-C' de United

‘A-B-C’ de United

Aunque en España se popularizaron a lo largo de los años ochenta y noventa, lo cierto es que su historia comenzó en 1951 de la mano de United Manufacturing Company, la firma estadounidense que, junto con Bally Manufacturing, dominó el mercado de las máquinas de petacos o pinball durante tres décadas.

United, con sede en Chicago (Illinois), lanzó aquel año una nueva máquina que revolucionaría el mercado del ocio electromecánico. Se llamaba ‘A-B-C‘ y consistía en un tablero de juego circular, inclinado hacia el centro, con un total de 25 agujeros alrededor del perímetro exterior. En el centro del círculo se situaba un bumper típico de este tipo de artilugios que hacía rebotar un bola metálica hasta que se encajaba en uno de los orificios. Para disparar la bola hacia el campo de juego se utilizaba un pistón de pinball común.

'A-B-C' de United

‘A-B-C’ de United

En el panel vertical de la máquina había rotulados tres cartones de bingo (A, B y C), cada uno con una combinación distinta de números entre 1 y 25 en una matriz de cinco por cinco. El jugador tenía la posibilidad de depositar de una a tres monedas (de 5 centavos de la época) al comienzo de cada juego para comprar de uno a tres cartones de bingo (la primera moneda para el cartón A, la segunda para el B y la tercera para el cartón C). Una vez introducido el dinero, se disparaban cinco bolas hacia el círculo central —en forma de ruleta de casino— que terminaban por introducirse en cinco de los veinticinco agujeros, iluminando los números correspondientes de los cartones del tablero.

'A-B-C' de United

‘A-B-C’ de United

Si el jugador lograba iluminar 3, 4 o 5 números de una línea vertical, horizontal o en la diagonal principal de uno de los cartones comprados, era recompensado con repeticiones de tiradas (5, 20 o 100) de una bola. El objetivo final era completar un bingo.

'A-B-C' de United

‘A-B-C’ de United

United se adelantó a su competencia directa, Bally, sólo un par de meses, y es por ello que aquello resultó un golpe de efecto desde el punto de vista tecnológico. Lo cierto es que Bally llevaba tiempo desarrollando un pinball de bingo, y ese mismo año vio la luz ‘Bright Lights‘, con seis cartones de juego y un campo de agujeros horizontal e inclinado, al estilo de los pinball modernos de este tipo.

'A-B-C' de United

‘A-B-C’ de United

Desde aquel momento hasta la actualidad ha cambiado la tecnología, pero la mecánica del juego siempre ha sido la misma. Las máquinas de bingo en formato pinball nos acompañaron a muchos durante nuestros años más jóvenes, y podemos recordar el sonido de los golpes que los jugadores propinaban a aquellos trastos para intentar dirigir la bola a un hueco específico. Nostalgia es formato de máquina de petacos.

1 comentario a “Así era la primera máquina pinball de bingo”

Escribe tu comentario

eBook ‘retroPLOF!’

retroPLOF!

Especifica tu dirección de correo electrónico y pulsa 'Comprar ahora'. Puedes pagar con tu cuenta de PayPal o con cualquier tarjeta bancaria.

E-mail envío eBook:

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación. Más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies