Entradas de la categoría ‘Geek txoko’

OS-tan: muñecas manga, sistemas operativos y el tamaño de las tetas

OS-tan de Windows 10

OS-tan de Windows 10

Que Japón es otro mundo y los japoneses de otra galaxia no creo que sea nada nuevo para nadie. Si existe una definición de frikismo desaforado multidisciplinar, seguro que aparece escrita en ideogramas kanji entre las páginas de un diccionario nipón.

Las OS-tan son, básicamente, personajes femeninos manga que, en su origen, representaban a los distintos sistemas operativos de la familia Microsoft Windows como hermanas de diferentes edades pero que, hoy día, existen para todo tipo de sistemas operativos, software de diversa índole, plataformas antiguas, etcétera.

Aparecidas como un meme internetero bajo la entrañas de Futaba Channel (considerado uno de los imageboard japoneses más populares entre la cultura otaku y lugar en el que están basados otros del tipo de 4chan), la primera de ellas se dibujó tras una discusión sobre lo inestable y propenso a fallos que era Windows ME. Desde los foros comparaban a este sistema operativo con el estereotipo de una chica problemática e inconstante, y ello provocó la aparición de ME-tan, a la que siguieron todas las demás.

ME-tan y XP-tan

ME-tan y XP-tan

Pero esto no es todo. La personalidad, el cuerpo, las vestimentas y los atavíos de estas chicas definen al propio sistema operativo. Así pues, como hemos comentado, ME-tan (Windows ME) es la más torpona de todas, lleva un pequeño triangulo de error en el cuello como adorno y a menudo se bloquea y no sabe qué decir; XP-tan (Windows XP) siempre tiene hambre y, a veces, pide comida con un cuenco que pone “Memoria”; y Saba-tan (Windows 2003 Server) se dibuja normalmente como una chica-pez con un gorrito que es un hub ethernet y un cable de red alrededor de su cintura.

Saba-tan y Vistake-tan

Saba-tan y Vistake-tan

Pero uno de los asuntos más curiosos de todo esto es que parece ser que, según iban apareciendo nuevas OS-tan, se comprobaba que el tamaño de los pechos de las muchachas era proporcional a la cantidad de memoria que requería el software. Así pues, Vistake-tan (Windows Vista) es una jamelga de enormes tetas, muy sexy, muy aparente, pero poco útil. por su lado, la OS-tan que representa a MS-DOS es una linda colegiala muy tímida que suele llevar un teclado y a la que, normalmente, se la muestra asomándose escondida tras las esquinas.

Os-tan de Windows 95 y Mac OS

Os-tan de Windows 95 y Mac OS

Como ya hemos comentado, el paso de los sistemas operativos de Microsoft al resto y también a otro software fue veloz, y así tenemos chicas OS-tan de Mac OS, de todas las distribuciones de GNU/Linux, de Solaris, etcétera. Pero también de Internet Explorer, Opera, Java, Dr. Norton, Firefox o Google, entre otros. Asimismo, también econtramos ya de Atari DOS, Commodore PET, MSX-DOS, ZX Spectrum… ¡Incluso se han empezado a dibujar personajes masculinos y hasta de malware!

Os-tan de MSX-DOS y Atari DOS

Os-tan de MSX-DOS y Atari DOS

La terminación japonesa tan es una mala pronunciación de chan, un sufijo honorífico informal que se utiliza para amigos muy íntimos, familiares, mascotas… Al ser algo mal pronunciado, algo infantil, representa una forma más cariñosa, aniñada y cándida que chan.

La popularidad de estos personajes, sobre todo en Japón, ha ido creciendo de manera exponencial en los últimos tiempos y, a medida que se han ido extendiendo, se han creado trabajos derivados tales como dibujos ASCII o animaciones Flash, conocidas bajo el nombre de Troubled Windows. También se han llegado a vender dibujos de las OS-tan en diferentes convenciones japonesas de anime; y existen figuritas físicas representándolas que se venden muy bien en aquellas lejanas tierras.

Algo que sólo puede ocurrir en Japón, sólo puede ocurrir en Japón. No hay nada más que añadir.

Cómo descifraba Colossus los mensajes nazis en la Segunda Guerra Mundial

Colossus

Colossus

Es un poco difícil para el National Museum of Computing británico (en Bletchley) competir con el americano Computer History Museum (en Mountain View, California), y es que la historia de la informática ha sido escrita en gran medida por empresas estadounidenses. Sin embargo, el papel de Gran Bretaña en las primeras crónicas de la computación no fue del todo intrascendente, pues simbolizó una parte importante en el desarrollo de la tecnología (recordemos que Alan Turing era londinense).

La exposición estrella de este museo es una reconstrucción del Colossus, uno de los primeros dispositivos electrónicos (llámese computador) inventados por los británicos para leer las comunicaciones cifradas alemanas durante la Segunda Guerra Mundial. Colossus se considera el primer ordenador electrónico digital programable del mundo (se programaba mediante clavijas e interruptores), que utilizaba tubos de vacío en lugar de relés mecánicos.

Reconstrucción de Colossus

Reconstrucción de Colossus

Al igual que los ordenadores modernos, Colossus utilizaba el sistema binario y, como decimos, era más o menos programable; eso sí, exclusivamente para la limitada tarea de romper el Código Lorenz de la Alemania nazi. Pero, ¿cómo funcionaba exactamente?

El mensaje, cifrado por los nazis mediante un par de máquinas conocidas como Lorenz SZ40 y Lorenz SZ42, se leía a gran velocidad a través de una cinta de papel. Entonces, otro flujo de datos se generaba internamente, un flujo que era una simulación electrónica de la máquina de Lorenz con varias combinaciones. Si el número de coincidencias para una combinación era superior a una cierta cantidad, la salida era escrita en una máquina de escribir eléctrica. El Código Lorenz, a diferencia del utilizado en la máquina Enigma, se basaba en el sistema binario.

Colossus original

Colossus original

Cada carácter alfanumérico del mensaje cifrado que trasmitían los nazis se convertía en un número binario consistente en 5 bits (cinco ceros y unos) utilizando el Código de Baudot, un estándar del momento para la telegrafía. Por ejemplo, la letra A podría haberse trasmitido como 00011, la B como 11001, la C como otra combinación de ceros y unos; y así sucesivamente.

La máquina de Lorenz producía un patrón de conjuntos de 5 bits, aparentemente aleatorios, junto con un nuevo patrón que aparecía para cada letra trasmitida. Realmente no generaba patrones al azar, sino que seguía una secuencia basada en los ajustes de la máquina altamente difícil de descifrar.

Reconstrucción de Colossus

Reconstrucción de Colossus

Por cada una de las letras del mensaje, el aparato emparejaba o combinaba sus 5 bits con los 5 bits procedentes de la máquina de Lorenz mediante una operación lógica conocida como XOR (“o” exclusivo), una disyunción exclusiva de dos operandos, muy común en el mundo de la electrónica y de la informática, que es verdad si sólo un operando es verdad, pero no ambos. El XOR trabajaba bit a bit, tomando el primer bit de la letra y la primera letra del código de Lorenz y combinándolos para producir un nuevo primer bit. Y así continuamente (ver gráfico siguiente).

Trasmisión y recepción (máquina Lorenz)

Trasmisión y recepción (máquina Lorenz)

La operación XOR realiza lo siguiente: si los bits son iguales (ya sean dos ceros o dos unos), la salida es 0; pero si los bits son diferentes (uno es 1 y el otro es 0), entonces su salida es 1. Una bonita propiedad de XOR es que si se usa dos veces con el mismo código de Lorenz, pero en sentido contrario, recuperamos la letra original, pues tanto la máquina emisora como la receptora deben tener la misma configuración y utilizar la misma secuencia para generar esa supuesta secuencia aleatoria.

Colossus tomaba como entrada el mensaje capturado a los nazis y, como hemos comentado antes, simulaba una máquina Lorenz internamente en diversos estados y con varias combinaciones. Cuando una combinación era más o menos coherente, la máquina la tomaba como buena e intentaba descifrar el mensaje, escribiéndolo. Era un método de fuerza bruta en toda regla.

Reconstrucción de Colossus

Reconstrucción de Colossus

Las computadoras Colossus originales fueron destruidas, junto con sus planos, por orden de Winston Churchill, quien pidió que se rompieran en pedazos “no más grandes que el puño de un hombre”.

Mediante un minucioso trabajo de investigación con el objeto de revivir los planos y los recuerdos de aquellos que construyeron las máquinas, se consiguió reconstruir un Colossus, el que ahora se asienta en el museo de Bletchley y que vuelve a romper códigos una vez más.

25 de mayo: Día del Orgullo Friki

La fecha no está elegida al azar, ya que otro 25 de mayo, pero de 1977, se estrenó en los cines ‘Una nueva esperanza’, la primera entrega de la saga Star Wars. Fue ese día el escogido por razones obvias por los frikis españoles para exhibir sin pudor ni vergüenza su devoción por películas, libros, series, videojuegos…

Europapress.

Ecuaciones matemáticas como grafiti urbano

Sir William Rowan Hamilton

Sir William Rowan Hamilton

Los matemáticos tienen la insólita costumbre de idear sus teoremas en los más extraños de los lugares. Sin ir más lejos, al matemático, físico y astrónomo irlandés Sir William Rowan Hamilton se le ocurrió la teoría de los cuaterniones mientras daba un agradable paseo con su esposa, en octubre de 1843. Cruzando el Broom Bridge, en Dublín (Irlanda), Hamilton debió de sufrir una tormenta cerebral de ideas y, a falta de utensilios para escribir sus conclusiones en ese momento, sacó una pequeña navaja de su bolsillo y grabó, a modo de primitivo grafiti, la ecuación de la multiplicación de cuaterniones en la propia piedra del puente.

Ecuación

Ecuación

El vandalismo matemático original de este sir irlandés ya no es visible en el puente, pero su legado sigue en pie por medio de una placa de piedra que ordenó erigir el antiguo primer ministro de Irlanda Eamon de Valera, en 1950, en honor a Hamilton. En ella se puede observar la fórmula referida tal y como Hamilton debió marcarla en aquel mes de octubre, durante su paseo.

Placa conmemorativa

Placa conmemorativa

Dada la importancia histórica del puente con respecto a las matemáticas (llámalo frikismo desaforado incontenible), matemáticos de todo el mundo participan anualmente en la caminata conmemorativa hacia el Observatorio Dunsink, cruzando este puente. En diversas ediciones, entre los asistentes se han incluido ganadores de premios nobeles como Murray Gell-Mann, Steven Weinberg o Frank Wilczek, y matemáticos varios, como Sir Andrew Wiles, Sir Roger Penrose o Ingrid Daubechies. Esto se hace el día 16 de octubre, en referencia al acontecimiento grafitero, y la jornada es conocida como “Broomsday” (un juego de palabras que cruza el nombre del puente con el evento “Bloomsday”, referido éste al personaje de la novela ‘Ulises’ de James Joyce).

Puente Broom Bridge

Puente Broom Bridge

Computerspielemuseum

El Computerspielemuseum

El Computerspielemuseum

No es un insulto, no, es alemán; alemán de Alemania, concretamente. El Computerspielemuseum es el edén de todo friki y el paraíso de todo gamer que se valore. Es el cielo de los nostálgicos de lo que la época dorada fue y la gloria de todo jugón actual de los de raza y prosapia. Computerspielemuseum es el pequeño gran museo, ubicado en Berlín, dedicado exclusivamente al mundo de las consolas de vídeo y de la historia de los videojuegos y los ordenadores. La traducción literal del término es Museo de Juegos de Ordenador (qué manía tienen estos alemanes de apelotonar las palabras).

Realmente, el Computerspielemuseum fue fundado en 1997 como una exposición permanente en Berlín, pero desapareció tres años después (2000) para dar paso a una versión exclusivamente online del museo. Hace tres años, durante 2011, reabrió sus puertas en el barrio berlinés de Friedrichshain, en un local propio, y allí continua desde entonces, esperemos que por muchos años.

Arcade Pong original

Arcade Pong original

Desde sus primeros momentos en el siglo pasado, se convirtió en anfitrión de más de 30 exposiciones nacionales e internacionales, entre ellas la afamada pong.mythos, una muestra itinerante (sólo por Alemania y Suiza) que pretendía mostrar la importancia de Pong no sólo en el mundo de los videojuegos, sino en toda la cultura moderna, convirtiéndolo en un icono pop y en una de las señas de identidad de nuestra era.

En los últimos años ha recibido más de 470.000 visitantes. El museo contiene alrededor de 16.000 títulos de videojuegos, alrededor de 10.000 revistas técnicas, muchos ordenadores domésticos históricos y, por supuesto, sistemas de consola de videojuegos (sobre todo de Europa), amén de una gran cantidad de otros documentos, como vídeos, carteles, manuales, etcétera. Es, sin lugar a dudas, una de las colecciones más grandes de software de entretenimiento y hardware en Europa y, probablemente, el único museo que de este tipo que exista.

Antigua máquina multijugador

Antigua máquina multijugador

La exposición permanente que incluye desde enero de 2011, denominada “Computerspiele. evolution eines mediums” (Los juegos de ordenador: la evolución de un medio), analiza la extensa historia de los juegos informáticos y comienza con el primer ordenador electrónico alemán, el Nimrod de 1951. Además, cuenta con un parque de más de cincuenta videoconsolas, desde la conocida Brown Box de 1968 (prototipo inicial de la Magnavox Odyssey) hasta las más actuales Xbox, PlayStation o Wii. Además, el museo programa diversas y variadas exposiciones especiales temporales acerca de la historia de los juegos digitales y de los desarrollos actuales en la escena de los videojuegos para ordenador o consola.

El Computerspielemuseum es miembro del Consejo Internacional de Museos (ICOM), socio cooperativo del proyecto de investigación de la UE llamada PLANETS (Preservation and Long-term Access through Networked Services) y, además, contribuyente al proyecto de investigación europeo Keeping Emulation Environments Portable. En al año 2002, el museo ganó el premio German Children’s Cultural.

Cacharrillos antiguos

Cacharrillos antiguos

Sin duda alguna, una de las visitas obligadas para todo geek si tenemos intención de patear Berlín. Si, además de ello, vamos a pasar unas vacaciones recorriendo Alemania, tampoco podríamos dejar de visitar el Deutsches Museum (Múnich), probablemente el mayor museo de ciencia y tecnología del mundo; el Historisch-Technisches Museum Peenemünde (Peenemünde), el centro dedicado a la historia y técnica de misiles y cohetes; el Deutsche Röntgen-Museum (Remscheid), un lugar dedicado al mundo y a la historia de los rayos X; el cementerio Stadtfriedhof (Göttingen), sitio de descanso eterno de no menos de ocho históricos y científicos premios Nobel, entre ellos Max von Laue, Walther Nernst, Max Planck u Otto Wallach; y, por último, el Gutenberg Museum (Mainz), un lugar creado para dar a conocer al gran público las invenciones y obras de arte del inventor de la imprenta de tipos móviles moderna (entre otras joyas, este sitio posee dos de la biblias originales de Gutenberg).

Soportes antiguos

Soportes antiguos

FUENTE: Las fotos pertenecen al estupendo retroblog Commodore Plus.
eBook ‘retroPLOF!’

retroPLOF!

Especifica tu dirección de correo electrónico y pulsa 'Comprar ahora'. Puedes pagar con tu cuenta de PayPal o con cualquier tarjeta bancaria.

E-mail envío eBook:







Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación. Más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies